Un repaso a la tecnología en tractores fruteros

Rate this post

Con el correr del tiempo, se ha hecho cada vez más importante avanzar en tecnología para los trabajos en agricultura, algo que en la industria frutícola han entendido a la perfección y por lo tanto, los productores se han visto obligados a apoyarse en nuevas tecnologías.

Y varias de estas innovaciones ha venido de la mano de los tractores fruteros, que poco a poco han comenzado a adquirir notoriedad en los diferentes huertos del país, tanto así que uno de cada cuatro tractores que se venden en Chile corresponden al segmento frutero.

Esto se ha ido dando gracias a los nuevos diseños, mayor economía, seguridad de punta y contribución al medio ambiente que otorgan estos tractores al realizar sus diferentes labores, que por cierto se ven afectadas dependiendo de la geografía y condiciones de trabajo que existan, no es lo mismo utilizar un tractor para sectores planos, que para labores en cerros y laderas; lo mismo ocurre con la fruta, algunos están hechos para las uvas por ejemplo y otros, para nueces.

Cambio radical en los tractores

¿Cuáles son en específico las nuevas tecnologías que presentan los tractores de la industria frutícola?

Por lo general, los productores frutícolas requieren de tractores con una potencia promedio de 75 caballos de fuerza, lo cual les permite movilizar las cargas sin complicaciones. Sin embargo, el escenario ha ido cambiando poco a poco, siendo común ver tractores con mucha más potencia en los campos.

Esto ocurre debido a que los tipos de cultivos y topografías, que en muchos casos presenta laderas, la potencia es un factor clave para asegurar un mejor trabajo, considerando que los implementos para las labores en huertos han aumentado tanto en peso como en tamaño y de forma considerable.

Por tal motivo, es importante contar con tractores con unos 100 caballos de fuerza en terrenos con mucho lomaje. Por dar un ejemplo, un Landini REX110F, de 102 caballos de fuerza y capacidad de levante de 2.600 kilos, es perfecto para acarrear implementos pesados y recolectar mucha fruta.

Ahora bien, si el agricultor trabajo en terreno plano y prefiere ahorrar un poco, un tractor John Deree 5076, que posee motor de cuatro cilindros y motor de 77 caballos de fuerza, aparece como una alternativa muy rentable para trabajos de arrastrado.

También es importante tener en cuenta el tamaño y radio de giro de los tractores, ya que según especialistas, un tractor óptimo será el que pueda moverse sin mayores dificultades al interior de un huerto, esto es, sin estropear las labores de los trabajadores así como preservar las ramas y frutas.

Siguiendo con el John Deree 5076, este tractor es angosto y puede operar en cualquier tipo de huerto, siendo su tamaño entonces, óptimo para las labores. En tanto, un tractor New Holland T4,85F, tiene un radio de giro de 76°, el cual le permite entrar en otras hileras de un huerto sin necesidad de hacer cambios de marcha, siendo entonces más eficientes y útiles.

Por último, el uso de combustible también se ha optimizado. Si bien el gasto depende de los tractores que se utilicen y por supuesto, de las funciones que realicen, la industria hoy se está rigiendo por normas europeas, que ponen énfasis en reducir las emisiones contaminantes y el ahorro de combustible.

En esa línea, varios tractores de los que se utilizan hoy pueden reutilizar gases, lo cual permite convertir el gas en recurso para el funcionamiento del tractor y así, contaminar menos el medio ambiente… esto sin contar que los motores se han ido actualizando y logrando mejoras sustantivas.

, , ,

Comments are closed.

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes